miércoles, 9 de marzo de 2011

El que corta el pasto.


Era domingo, si, pero para el solo se trataba de un día entre el sábado y el lunes, en otra época tal vez este día de la semana le habría incomodado un poco, pero hoy le daba lo mismo. Los días eran días y punto, como la coca cola es coca cola y no varia su sabor de una botella a otra, los días eran módulos de veinticuatro horas invariables para un hombre que vivía encerrado en su casa desde hacía mas de seis meses.


Eran las diez de la mañana, un horario por demás aborrecible para nuestro antihéroe, a estas horas debería estar durmiendo, pero todavía no se había ido a la cama. Había un asunto que le venia rondando la cabeza desde algunos días atrás. El había perdido su don. Ya no podía escribir, su imaginación se había esfumado, su inspiración perdido y su método corrompido. Ya había recurrido a los objetos que el llamaba “inspiradores”. Llevaba toda la semana escuchando a Amos, Cash y Osbourne (a Ozzy y a Joan indistintamente). Había recurrido a su “hada verde”, esa infusión amarga conocida como fernet, pero sin resultados importantes. Solo le quedaba una última cosa a la cual recurrir: “El Objeto Inspirador”, ese que estuvo junto a el mucho antes que decidiera despojarse de ese nombre que papá y mamá habían pensado durante nueve meses para convertirse en El Jardinero del Kaos. En sus manos sostenía el número 1 de Liga de la Justicia Internacional. La tapa lo llevó veinte años atrás, al momento que esa historieta había caído en sus manos, al instante que había decidido que eso era lo que quería ser el. Definitivamente no podría ser Batman o el Bicho Azul, mucho menos el Señor Milagro o Guy Gardner, ni hablar de Dr. Destino, Capitán Marvel o el Detective Marciano…se contentaría con ser Kevin Maguire, aunque enseguida se dio cuenta que eso era mas bien difícil, así que se conformaría en convertirse en alguien como Giffen o en su defecto De Matteis. La tierna imagen del niño sosteniendo el comic y soñando con convertirse en escritor queda a un lado y es ocupada por esa nube blanca de pensamientos que algunos denominan bloqueo de escritor…estaba de nuevo sentado en el suelo con las piernas cruzadas en la posición del loto, aun sosteniendo el ejemplar con sus manos y la vista perdida en la portada horriblemente coloreada.

Un aplauso lo sacó de sus cavilaciones, no el aplauso que se efectúa para corresponder una magnifica actuación en el teatro o la performance de un cuarteto de cuerdas, mas bien el tipo de aplauso que indican que el timbre lleva mas de un año sin funcionar, el aplauso energético que indica que alguien lleva rato esperando en el umbral de la puerta a ser atendido. El Jardinero miró el reloj de pulsera sobre su escritorio y recordó que era el tipo de reloj que solo funcionaba si se lo llevaba puesto, desvió su vista al monitor de su PC y comprobó que eran más de las diez de la mañana de un domingo. Ese aplauso solo podía significar dos cosas. Mormones o testigos de Jehová, de tratarse de otro momento de su vida habría salido contento y sin pensarlo mucho a disuadirlos tratar de convertirlo aduciendo que el era el jodido anticristo en persona y que si no se retiraban de su jardín, les soltaría al cancerbero para que se los comiera vivos y si no era suficiente el mismo se encargaría de martirizarlos sin necesidad de bajar al infierno. Tal vez hace una semana, hoy no. No era un buen día y no había sido una buena semana.

Miró por la cerradura y se encontró con una jodida sorpresa. Se apresuró en abrir la puerta antes de que el visitante se marchara.

-Blue… ¿Qué te trae por acá? –dijo el Jardinero.

-Perdón por la hora, se que es una hora inmoral para vos, pero necesitaba consejo.

-Pasá, no hay problema.

El señor Blue cruzó el jardín que conducía a la entrada de la casa del Jardinero. Tras un choque de manos, ambos se metieron dentro.

-Sentate –ordenó el Jardinero. Blue obedeció, sin más. -¿Tomas un fernet?

-Son las diez de la mañana –dijo Blue con un tono de reprobación.

-Para mi no, todavía no me acosté, estoy desvelado, para mi es algo así como las cinco de la mañana.

-Si, me olvido que vivís a contramano.

-¿Qué pasó?

-Volvió…

-¡Estás jodiendo!

-Ella volvió.

-Por un momento pensé que te referías al “bastardo”.

-El “bastardo” está muerto, yo lo vi morir, vos lo viste morirse…

-Nunca vimos el cadáver.

-No jodas, lo que me preocupa es el inesperado retorno de la “dama del anillo”.

-¿No estaba en Los Angeles?

-Estaba, ahora está acá. En el puto Buenos Aires, y me quiere ver.

-¿Te quiere ver o la querés ver?

Silencio.

-¡La quiero ver!, ¡la quiero ver! ¡Quiero que me devuelva mi jodido corazón! ¡Quiero dejar de pensar en ella, dejar de verla en cada rostro que miro, olerla en cada perfume y oír su voz en cada jodida canción que escucho!

-El amor, el amor. Sabés que yo de esas cosas estoy exento. Si uno logra despojarse de esos paradigmas y grandes ideas que están en nosotros programadas y comprendemos al amor como algo puramente hormonal y con un propósito reproductivo podemos llegar a sufrir menos. Deberías sacarte esas ideas “Shakesperianas” de la cabeza con respecto al amor y serías libre.

-¿Quién lo dijo Buda?

-No, un gurú mayor…Lex Luthor.

-Si, veo lo bien que te ha ido la vida basándote en la filosofía de los cómics, emborracharte como Tony Stark, aislado del mundo como Bruce Banner y creyéndote el que se las sabe todas como el “Batiorejas”.

-Te faltó: Ocultando toda tu frustración detrás del sarcasmo como Gardner, pero está bien, si me conocés, sabés que nunca esperé mucho de la vida. El final ya está escrito mucho antes de que la novela acabe, es como en esos libros que ya sabes como va a terminar cuando llegás a la mitad, bueno, yo ya llegué a la mitad y no veo otro final que el de los escritores fracasados.

-¿Solo, adicto a la botella o alguna droga y en la pobreza?

-Mas bien con una soga al cuello o con un disparo en la cabeza, jaja.

-No me gusta cuando hablás así…

-No podemos luchar contra el destino…está escrito en piedra. ¿Y, la vas a ir a ver?

-Se que no me vas a entender, pero tengo que verla.

-Entiendo perfectamente, es como cuando Rip Hunter deja que Booster Gold viaje al pasado para tratar de impedir que el Joker deje paralitica a Barbara Gordon, y después de intentarlo y fallar varias veces aprende la lección: El pasado solidificado no se puede cambiar.

-¿Es necesario que des ejemplos de cómics siempre?

-Trato de ser poético Blue, si te gusta mas te digo: Andá y golpeate la cabeza contra la pared, así se te abren los ojos y te das cuenta que esta mina no tiene nada que ver con…

-¿Qué te pasa? ¿Por qué te agarrás la cabeza? –preguntó Blue.

-¿Cuándo dijiste que volvió de Los Angeles? –inquirió el Jardinero.

-No te dije. Volvió el martes.

-Eso fue…hace cinco días…mierda!!!

-¿Qué? ¿Qué pasó?

-Justo cuando comenzó mi bloqueo mental –dijo un preocupado Jardinero.

-Me estás jodiendo…

-No, de verdad. De alguna manera ella está interfiriendo con mi proceso creativo. Ella siempre tuvo ese poder sobre mi, solo que nunca se molestó en usarlo.

-Ahora resulta que no solo quiere joderme a mi, si no que también es la jodida hermana perdida del “profesor Xavier”.

-Cassandra Nova.

-¿Qué?

-La hermana malvada de Xavier es Cassandra Nova.

-¿Todo en tu vida se trata de historietas?

-Bueno, ¿vas a verla o no? –preguntó el Jardinero, pero sin dudas ya sabía la respuesta, no se podía luchar contra el destino, ya estaba escrito en piedra.

8 comentarios:

Necio Hutopo dijo...

Al margen de lo bien que está esto escrito, una observación... A lo mejor pasa como con el agua del inodoro y resulta que en el hemisferio Sur las cosa son distintas, pero acá, entre mayor el embace de la coca-cola peor sabe... La única que no varía independientemente del tamaño del contenedor es la de lata y eso porque sólo hay dos versiones.

Jardinero del Kaos dijo...

Si, es verdad, la de 600cm3 no tiene el mismo sabor que la de 1.5lts. Y lo que es notorio es el cambio de sabor entre la botella de plastico y la de vidrio, no me he puesto testear que ocurre con la pepsi, pero supondo que es lo mismo

Caro Pé dijo...

Ay el amor el amor, me cago en el amor, shitttt!

Beso!

Necio Hutopo dijo...

Ya ve que sí cambia... Vamos a ver si nos ponemos más verosímiles en los textos, por favor, que el hecho de que suspendamos la incredulidad para leer ficción no quita la necesidad de apariencia de real...

Envidia cochina dijo...

Muy bueno!!!!!!

Geniales la referencias a tanta historieta con la que uno se ha ido llenando la cabeza desde hace tantos años.

Muy bueno, repito.


saludos!!!!!

Agus Galván dijo...

Jaja... muy buena la historia! muy original :D me gustó tu blog. Te sigo!

Berserkwolf dijo...

pase un par de veces, y es de esos extraños momentos en que me quedo con la idea jeje que ya he comentado algo, cosa que segun veo no paso,jeje en fin buen escrito y jeje suerte en recuperar el corazon jeje

Galán de Barrio dijo...

MUY BUENO ESTO!Qué tarde llegué a leerlo! Me encantó, vamos por la próxima...

pd: rick hunter? el de macross?

Robar es delito penado por la ley...

Primera Temporada




















Reborn
1-2-3
Valores de Familia (Dibujos N. Hutopo)
1-2-3
Contacto en Roma
4-6.
El Señor Bubbles
5-7-8-9.
El Bravo y el Audaz
10-11.
Justicia (por C. Scherpa)
12.
Domo Arigato Mr. Roboto
13-14-15.
Seducción del Inocente
16-17-18.
Apocaliptica I al X
19-20-21-22-23-
24-25-26-27-28.
The Arrival of the Techbical Gods
29-36-48.
Extrañas Parejas
30-31-32.
Legión del Siglo XXVI
33-34-35.
Alguien debe Morir
37-38-39.
Universos Paralelos
40.
Injusticia Ilimitada
43-44-45-46-47-49.
Deus Ex-Machina
50-51-52-53-54-
56-57-58-59-60.

Origins.

Secret files & Origins
Nº 41-42-55.
1 - 2 - 3



Otras Publicaciones...




American Man
1-2
Kabalah
1-2
American Man/Kabalah
1-2-3
Jewish Justice
1-2



Anteriormente en Legión.



Volumen I
1-2-3-4-5
Preludios
1-2-3-4-5-6
Volumen II
1-2-3-4-5-6-7
Personajes
I-II