domingo, 14 de diciembre de 2008

Legion del Kaos. Preludio. El azote de Kiev



Feel the breeze deep on the inside look you down into your well If you can you'll see the world in all his fire Take a chance like all dreamers can't find another way You don't have to dream at all just live a day

Save a prayer.
Duran Duran.


Walt colgó el teléfono y se recostó en su sillón, pensó en eso que ese tal Ostrander le acababa de decir. Recordó a su abuelo. A ese viejo que no se le entendía una mierda lo que hablaba. A ese viejo que parecía divagar acerca de historias de superhéroes y de un pasado que nadie además de el recordaba. Al abuelo Laszlo, con su bigote amplio y robusto. Al lunático que no se cansaba de rememorar sus días de gloria en Ucrania donde era conocido como “ChernoBeast El azote de Kiev”. Una sonrisa asomó en los labios de Walt, desvió su mirada hacia la urna que contenía las cenizas del difunto Laszlo y se quedó profundamente dormido. Y soñó…

…aproximadamente en algún momento de los años ochenta cuando, se utilizaban colores fluorescentes, He-man y Mazinger estaban de moda y la música era mejor que la de ahora…

Es de tarde. Afuera llueve y Laszlo Kupperberg contempla las gotas de lluvia golpear contra el vidrio de la ventana de la cocina de la pequeña casa de dos ambientes en las afueras de Los Angeles. A un costado Walter Kupperberg de unos diez u once años juega con una replica de Plastic Man. Que jamás logra estirar ni convertir en todas esas cosas en que se convierte Plastic Man en los cómics, lo único que hace es estirar su rígido y poco flexible cuello, una verdadera desilusión, había sido su regalo de cumpleaños. De haberlo sabido habría pedido otra cosa. Hace que Plastic Man pelee contra Batman, pero a los pocos minutos decide no continuar con esta absurda pelea y revolea al hombre plástico contra la pared.
Laszlo lo observa y sabe lo que pasará, tendrá que desempolvar otra vez a la misma vieja historia para entretener a su nieto.
-Abu, ¿puedes contarme eso de la guerra?
-Mnnnnn… no se, lo pensaré –siempre hacia lo mismo.
-Por favor, quiero oír de Kabalah, y de American Man y de todos tus amigos superhéroes. Del Capitán Soviet y Iron Knight…
-¿No se te olvida alguien?
-Si, mi favorito: “Chernobeast”
-Está bien, pero tráeme esa botella de vodka sin que tu abuela te vea.
Un trato era un trato, sigilosamente Walt sacó de la licorera la botella de Smirnoff y se la llevó a su abuelo sin ser visto, el viejo se echó un trago antes de empezar.
-ChernoBeast nació en Kiev y fue criado con rigor y disciplina por sus padres y mas o menos a tu edad fue entregado a la madre patria para ser convertido en una bestia, por aquel entonces estaban experimentando con metales pesados, todo era parte de un proyecto secreto, ni bien lograron aplicar esta nueva ciencia en el pequeño, lo lanzaron a un bosque de Chernobyl, para ver si podía valerse por si mismo. Recuerdo que ellos dijeron: “Ahora el pequeño Laszlo es fuerte, puede valerse por si mismo”.
Y la verdad que no lo era, tuvo que aprender mucho, allí convivió con osos y otras bestias, allí aprendió a matar a valerse por si mismo. Aprendió a luchar a sobrevivir y a sentir como un animal. Un día los hombres del proyecto volvieron y dijeron: “Ahora Laszlo es un hombre y la patria lo necesita, la guerra se avecina”
De la misma manera que lo habían llevado allí. Lo recogieron y lo trasladaron a un complejo militar cercano. Allí se estaba comenzando a construir algo secretamente, que luego seria la central nuclear.
Allí le dieron a Laszlo el nombre Chernobeast y un uniforme con una mascara y dijeron: “Ve a matar a los de camisas pardas y cintas rojas en los brazos”. Y allí fui, yo solo contra los nazis que empezaban a entrar por la frontera de Ucrania, pero para resolver un problema hay que ir a la fuente del mismo, así que me informé y la culpa de esto era de alguien en Alemania y allí viajé. Allí la guerra estaba a la orden del día.
-¿Orden del día, abu?
-Donde la guerra no se detenía nunca, allí Chernobeast, hizo cosas que no debía, se creyó un Dios y quitó vidas, pero eran los nazis o el.
En su travesía conoció a un joven judío alemán que vestía unos harapos grises y llevaba una estrella de seis puntas amarilla en el pecho. Juntos pelearon contra los malos y otra vez quitaron vidas, y no se sintieron mal porque estaban salvando al mundo.
Los dos hombres se hicieron amigos y continuaron juntos recorriendo Alemania. Kabalah le explicó a Chernobeast que la culpa de todo la tenia un señor llamado Hitler y que Kabalah había jurado detenerlo. Chernobeast le dijo que lo acompañaría a matar al tal Hitler este.
-¿Y quien es el Hitler?
-Era un hombre malo, que tenia unos bigotillos ridículos como este actor…
-¿Groucho?
-No, no…déjame terminar. El que era mudo.
-¿Marcel Marceau?
-Este no tiene bigotes Walter.
-No, se. ¿Sale en la tele?
-Chaplin, el Charles Chaplin, era parecido a el y además era un enano que se creía un Dios.
-¿Chaplin?
-Nooooooooo… ¡El Hitler este!
-Ah.
-Entonces decidimos ir en busca del Hitler y según nos decían estaba en un lugar llamado Berlín. Así que de noche marchábamos guiados por un amuleto que tenia el judío, que siempre lo conducía a donde quería ir y durante el día nos escondíamos de unos hombres que se hacían llamar Waffen S.S.
-¿Waffen S. S?
-No preguntes, ya lo estudiaras en la escuela. Pásame el vodka que se me está secando la garganta.
-Está bien.
-En el camino conocimos a otro hombre. Un americano. En mi país me decían que no nos fiáramos de los americanos, pero este parecía un buen hombre, tenia un traje azul con cuatro estrellas blancas en el pecho y llevaba una capa con barras rojas y blancas, muy ridículo.
Nos dijo que se llamaba American Man, pero luego nos confesó que su nombre era Bob y que prefería que lo llamáramos así.
-¿Y que pasó después?
-Seguimos robando vidas a los nazis, hasta que un día un hombre que vestía una armadura bajó del cielo y quiso unirse, decía llamarse Iron Knight, su nombre real era Ostrander y se había vuelto medio loco porque los nazis habían matado a su hermano en la guerra, así que lo dejamos unirse a pesar de que sus métodos eran mas violentos que los míos.
-¿Abuelo, puedo dar vuelta el disco?
-Eso no es música, música era la de mis tiempos, esto es para maricas…
-Quiero ser como Nick Rhodes.
-¿Y ese quien es?
-Este. El tecladista de Duran Duran.
-Parece un espantapájaros afeminado.
-¿Qué es afeminado?
-No importa, ya lo sabrás. La cuestión es que este Ostrander era ingles y multimillonario. Una combinación muy mala me dijo American Man. Y tenía razón. Ostrander era arrogante, pedante y orgulloso. No le importaba nada y no sabía trabajar en equipo, pero como iba tras Hitler lo dejamos que venga con nosotros a Berlín…
-¡Hold back the rain!
-¿Qué?
-La canción abuelo ¿algún día podré ser como los Duran Duran?
-¿En que se ha convertido este mundo? En mi época soñábamos con ser superhéroes y tú te conformas con ser el espantapájaros del mago de Oz…como cambio todo.
-¡Tienen muchas chicas!
-¡Nosotros también! En cada pueblo una princesa judía se nos acercaba a complacernos y a agradecernos por salvar a su gente de los nazis, pero aun eres muy chico para estas historias.
-¿Cuáles?
-Olvídalo, tu abuela anda muy cerca. En fin cuando llegamos a Berlín, la guerra ya estaba casi por acabarse, este Hitler se había ocultado en un bunker.
-¿Qué es un bunker?
-Es como un sótano, pero mejor.
Así que nos encargamos de los custodios y bajamos a buscarlo al bunker, pero ya era tarde…
-¿Se había escapado?
-No. Se había volado la tapa de los sesos de un tiro, pero eso no fue lo más terrible. De pronto llegaron al bunker unos S.S. y Ostrander descargo toda su artillería contra ellos, venían a rendirse, pero al inglés no le importó y siguió disparando. Tampoco le importó que estos S.S. fueran niños de diez años. Cuando logramos detenerlo dijo: “Después de todo eran nazis”
-¿Qué pasó después?
-Otro día Walt.
-¡Por favor ahora!
-Estoy demasiado borracho…
-¡Por favooooooooooooor!
-Está bien, está bien. El ejército americano y el ruso no tardaron en llegar. Nosotros nos fuimos a una cervecería que aun se mantenía en pie y nos bebimos, bueno, no se que, pero algo bebimos y allí sellamos un pacto.
Que espero que antes de morir pueda cumplirlo, así tendría mas aventuras para contarte.
-¿Y el Capitán Soviet? No lo has nombrado esta vez.
-Bueno, el ya estaba en Berlín cuando llegamos y muy a pesar de Bob, dejamos que se nos uniera y peleo junto a nosotros, pero no fue incluido en el pacto. El ofició de testigo.
-¿Y ese pacto que es?
-Algo que dio origen a la “Cofradía del Kaos”, pero ya lo sabrás a su momento.
-Don’t say a pray for me now, save it till the morning after…
-¿De verdad te gusta esa música?
-Aha.

10 comentarios:

Duquesa de Katmandu dijo...

Elijo pan ázimo untado con manteca un día de otoño pascual y al oso Winnie Pooh.

Los enanos y sus peligrosidades, el
rigor y la disciplina rusas, las princesas judías...
A falta de sombrero me quito el pañuelo floreado de la cabeza, las horquillas y tiro al gato por la ventana!

Beso,

Necio Hutopo dijo...

Bueno, esto ayuda, sí...

Frozen-Angels dijo...

Puro photoshop, T tiene lápiz óptico, lo cual facilita las cosas..!
gracias por comentarnos, seguiremos trabajando ^^

Galán de Barrio dijo...

genial, ya hicimos las presentaciones, ahora que empiece la acción!

FELICES FIESTAS dijo...

A sí que, lo que construyeron fue una zona gris. Bueno y en lo de tener que convivir con un montón de bestias, tuvo que serle muy difícil.

Un abrazo

oenlao dijo...

terrones de kriptonita

Soportándome dijo...

De vez en cuando hay que dar la vuelta al disco. Sigue intrigante Jardinero!

oenlao dijo...

no tengo tiempo pa nada. ya varias veces empece a leer su ultima historia y no pude terminar, por q me interrumpieron. me es incomodo leer en pantalla. bueno espero enterarme en q andan walt y ostraker

oenlao dijo...

digo ostrander..........ya voy...

El Jardinero del Kaos dijo...

duquesa: yo tambien quiero a winnie pooh, tire ese gato de una vez!!!

hutopo:si le ayuda...

F-Angels: la magia del condenado photoshop, gracias.

Galan: una mas y empieza la accion.

M jesus: todos convivimos con bestias hoy dia, asi que.

oenlao x3: anillo de kriptonita como el del batiorejas, lea tranquilo que nadie lo apura.(yo tambien prefiero el formato revista, pero esto de la globalizacion, vio)

soportandome: se termino la intriga, cuanto hace que no le doy la vuelta al disco, llamelo masoquismo.

jardinero: me canse de tipearle, todo lo que tiene escrito en esos cuadernos mugrosos, o empieza a escribir directo en la maquina o vaya buscandose otro mono con teclado!!!

Robar es delito penado por la ley...

Primera Temporada




















Reborn
1-2-3
Valores de Familia (Dibujos N. Hutopo)
1-2-3
Contacto en Roma
4-6.
El Señor Bubbles
5-7-8-9.
El Bravo y el Audaz
10-11.
Justicia (por C. Scherpa)
12.
Domo Arigato Mr. Roboto
13-14-15.
Seducción del Inocente
16-17-18.
Apocaliptica I al X
19-20-21-22-23-
24-25-26-27-28.
The Arrival of the Techbical Gods
29-36-48.
Extrañas Parejas
30-31-32.
Legión del Siglo XXVI
33-34-35.
Alguien debe Morir
37-38-39.
Universos Paralelos
40.
Injusticia Ilimitada
43-44-45-46-47-49.
Deus Ex-Machina
50-51-52-53-54-
56-57-58-59-60.

Origins.

Secret files & Origins
Nº 41-42-55.
1 - 2 - 3



Otras Publicaciones...




American Man
1-2
Kabalah
1-2
American Man/Kabalah
1-2-3
Jewish Justice
1-2



Anteriormente en Legión.



Volumen I
1-2-3-4-5
Preludios
1-2-3-4-5-6
Volumen II
1-2-3-4-5-6-7
Personajes
I-II