miércoles, 18 de mayo de 2011

El hombre de la guitarra...


Un golpe seco abrió las puertas de saloon, una figura oscura se recortó en el umbral de la puerta, todos se voltearon a mirar, incluso Blue. No podía ser posible.


Parecía un fotograma sacado de una película de Sergio Leone. El prototipo del héroe del Spageuetti Western. Un hombre duro, solitario, sin escrúpulos ni sentimientos y una mirada de hielo capaz de congelar el infierno. Vestía de negro, el siempre vestía de negro. No era ni de cerca el Señor Coyote que recordaba el Señor Blue. Habían pasado dos años desde la última vez que se habían visto. No solo había pasado tiempo, muchas otras cosas habían pasado por la vida del Señor Coyote…que podemos decir de la vida del Señor Coyote…

1984
-¿Qué querés ser cuando seas grande?
-Vaquero!!!
Ese fue el puntapié inicial, demasiadas tardes de sábado mirando westerns, demasiado tiempo escuchando a su padre hablar de las películas de “Convoys” que iba a ver cuando era joven, horas y horas jugando con muñequitos de plástico que pretendían ser vaqueros, días enteros impidiendo que los indios tomaran el fuerte. Muchos “POUGH” simulando el disparo de las Colt, muchos “PICHNN” emulando las descargas de los rifles… “FJJJII” para las flechas de los indios. Toneladas de imaginación vertida en narrar complejas historias de vaqueros e indios que nunca nadie escucharía, nombres que serian olvidados, efímeras victorias sobre los amenazantes pieles rojas que no dudarían en arrancarle el cuero cabelludo a los hombres blancos.

Comenzó a vestir con camisa y pantalones de jean, las únicas botas que un niño podía conseguir eran de lluvia, pero en su imaginación eran de cuero y con espuelas. Un arma a cada lado de la cintura en sus respectivas cartucheras (de plástico, pero armas al fin). Un pañuelo al cuello para ocultar su rostro por si debía asaltar un tren y el sombrero no podía faltar el sombrero. El esteriotipo perfectamente construido por un niño de cinco años, había errores de continuidad, pero en las películas también los había. En esa etapa de su vida el mundo se dividía en malos o buenos, tan así. No había grises, no había ambigüedades.

1988
-No podés ser vaquero, los vaqueros no existen. No hay más indios, no se anda mas a caballo, no se puede usar armas. Son películas.
-Si, en Norteamérica están.
-No nene, no existen.
-¿Sabes quien no existe Sabri? Papá Noel no existe.
-¡Sos un mentiroso!
-Los Reyes magos tampoco, son tus papás.
-Te odio!!!

Hoy
-Hey idiota, la fiesta de disfraces no es acá –gritó el nazi.
El señor Coyote caminó con calma, los ojos marrones brillando bajo el ala de su sombrero negro, ambas manos prestas para desenfundar sus pistolas. El piso de parqué crujía bajo sus pisadas. Cuando llego al círculo que los nazis habían formado alrededor del Señor Blue se detuvo. No hizo falta palabra o gesto alguno para que se apartaran de su camino.

Arrebató la guitarra de las manos del Viejo Gamadión.

-Yo respondo por Blue –dijo en un tono seco y con voz arenosa. Templó las cuerdas y tocó un Mi. Acto seguido le partió la guitarra en la cara a Gamadión.
-¿Qué haces? –gritó Blue desesperado.
-Te salvo la vida. Saltá atrás de la barra.
-¿Qué?
-Mierda… -Coyote tomó a Blue del cuello de la camisa y lo llevo arrastrando detrás de la barra.
-¿Son pistolas? ¿Qué hacés con dos armas? –gritó Blue desesperado.
-Disparar, eso hago antes de que lo hagan ellos.
-¡Los vas a matar! ¡Estás loco!
-Eso se supone que hacen las armas…yo también me alegro de verte.
-Pensé que estabas…
-¿Muerto? Las leyendas nunca mueren.
-Pensé que el que hablaba con frases hechas era el Jardinero.
-Estuve dando vueltas en algo así como en un error de redundancia cíclica (o algo así dijo el anciano que se llamaba) atravesando realidades, mundos, sueños y mierdas de esas. Algo que a nuestro amigo el Jardinero le habría encantado vivir.

Ya había comenzado el intercambio de disparos entre los 9 mm de los nazis y las Winchester del Coyote.

-Pasame esa botella de gin –dijo Coyote.
-¿Vas a chupar ahora?
-No. Lo que voy a hacer es sacar nuestros culos de acá, voy a crear una retirada. Necesito que sigas disparando vos. Tomá –dijo Coyote entregándole la pistola a Blue.
-¿Querés que dispare una Colt?
-No. Quiero que dispares una Winchester.
-Es lo mismo, nunca en mi vida disparé…
-Callate y dispara. Antes pasame aquella botella de whisky.

El señor Blue tomó la Winchester del Coyote con sus dos manos, cerró los ojos y apretó el gatillo. La detonación lo empujó un poco hacia atrás.

-Ahora tira el percutor para atrás y seguí disparando, pero mas rápido!!! Voy a necesitar tu corbata –dijo Coyote sacando un cuchillo de su bota.
-¿Para que?

No hubo respuesta verbal. El vaquero contestaba con hechos. Estaba fabricando dos molotov.

-Voy a tirar estos dos bebés delante de esos tipos, es ahí cuando nosotros corremos detrás del escenario.
-¿No deberíamos ir hacia la salida?
-No. Yo toqué acá una vez. Este sótano está conectado con el depósito de bebidas del restaurante de al lado. Ahí tenemos una salida segura.

El vaquero sacó un encendedor de su bolsillo y lo acercó a la que había sido la corbata de Blue y que ahora oficiaba como mecha y se produjo la llamarada. Las dos botellas volaron hacía el grupo de skin heads enardecidos y KAPOW!!! La mitad del recinto se inundó de fuego celeste. Los dos amigos corrieron tras bambalinas, después de atravesar el telón del escenario, se encontraron con una pesada puerta de hierro que conducía al sótano contiguo. Una vez la cruzaron la cerraron tras sus espaldas.

-¿Esto te parece un deposito de bebidas? –dijo Blue.
-Las cosas cambiaron mucho desde la última vez que estuve por acá.
-Parece un “bunker”…

El sonido de agua corriendo los enmudeció, alguien había tirado el botón de un inodoro… la puerta de lo que parecía un baño se abría. El vaquero apuntó hacia la puerta con la Winchester. Blue lo imitó tomando la otra pistola con las dos manos. Una silueta femenina asomó desde la puerta. Cabello negro y corto con algunos mechones turquesa, aros en la nariz y en la ceja; el rostro pálido, los ojos hermosamente delineados de negro haciendo juego con el lápiz labial.

-¡Es la chica del Mein Kampf de Winnie Poh! –gritó Blue.
-¿María de los Milagros? –dijo Coyote haciendo un extraño gesto de sorpresa y sufrimiento con las cejas.
-El señor Calamity Coyote… -la chica se acercó con paso rápido hacia el pistolero y le estampó la mano abierta contra la cara. PLAFFF!!!
-¿Se conocen? –preguntó Blue.

Quería agradecer a mi amiga Mariposa quien me regaló una entrada en su blog, que por cierto es un blog altamente recomendable, pueden darse una vueltita por ahí cuando quieran. http://cementeriodesorpresas.blogspot.com/
Vamos a ver si puedo volver a la regularidad de un post por semana y a visitarlos en sus blogs mis queridos amigos. saludos...

6 comentarios:

Caro Pé dijo...

Lo leo fresquito, posteó hace poco.
Me gustó mucho. Like it so much! :)

Berserkwolf dijo...

jeje ya me veia venir esto, jaja creo que la rola interpretada por lost acapulco jaja me recordo jaja esta situacion en la que habias dejado jaja a blue, agradable lectura jeje

Necio Hutopo dijo...

Oiga, por cierto y sin que venga a cuento, espero yo que el Viernes estaré enviándole una cosa...

Envidia cochina dijo...

Muy bueno!!!!!

Referencias al cine y un buen relato!

Lo que pasa es que ya no hay indios, por que sería políticamente incorrecto... ahora hay "pueblos originarios que nunca se defendieron ni se pusieron las pilas para nada" (y ese es el discurso de los que los defienden? el Indio que invadía un fuerte de la caballería tenía para uno, un chico en los 80, más dignidad, era VALIENTE... era como el Negro en Alien el octavo pasajero... era el que tenía más valentía en esa nave... pero, bueno, ya me colgué...)


Saludos!!!!!
Muy buen post!!!!!

Galán de Barrio dijo...

GENIAL!!!!!!

Me encanta esta historia, amigo!
"error de redundancia cíclica", jaja, eso solía decir mi pc!

abrazo de colega a colega, valga la redundancia!

Mariposa dijo...

Me encanto Jardinero! Espero que cumplas con la promesa de volver a publicar mas seguido. Gracias por la Publicidad! ;)

Robar es delito penado por la ley...

Primera Temporada




















Reborn
1-2-3
Valores de Familia (Dibujos N. Hutopo)
1-2-3
Contacto en Roma
4-6.
El Señor Bubbles
5-7-8-9.
El Bravo y el Audaz
10-11.
Justicia (por C. Scherpa)
12.
Domo Arigato Mr. Roboto
13-14-15.
Seducción del Inocente
16-17-18.
Apocaliptica I al X
19-20-21-22-23-
24-25-26-27-28.
The Arrival of the Techbical Gods
29-36-48.
Extrañas Parejas
30-31-32.
Legión del Siglo XXVI
33-34-35.
Alguien debe Morir
37-38-39.
Universos Paralelos
40.
Injusticia Ilimitada
43-44-45-46-47-49.
Deus Ex-Machina
50-51-52-53-54-
56-57-58-59-60.

Origins.

Secret files & Origins
Nº 41-42-55.
1 - 2 - 3



Otras Publicaciones...




American Man
1-2
Kabalah
1-2
American Man/Kabalah
1-2-3
Jewish Justice
1-2



Anteriormente en Legión.



Volumen I
1-2-3-4-5
Preludios
1-2-3-4-5-6
Volumen II
1-2-3-4-5-6-7
Personajes
I-II